Fin del 2018, otro raro fin para el empleo

Para muchos no hay solución. Para otros la solución consiste en recuperar el rigor en las conductas, en las gestiones y en la cultura. Muchos del resto prefieren no hablar de rigor porque les trae recuerdos que nadie desea. Pero las palabras sensibilizan la memoria y hay una tendencia distorsiva que pretende comparar rigor con otras acepciones, como mano dura o represión.

Rigor es rigor, solo eso. El rigor bien aplicado empieza por casa. Seriedad en la gestión. Cumplimiento a rajatabla con la ley. Y como dice un amigo: con el rigor las 2 es las 2, jueves es jueves y los acuerdos son de fierro. Lo tuvimos alguna vez? No lo recuerdo puesto que la seriedad perdida es equivalente a “con los acuerdo puedo hacer lo que pueda, no lo que deba”. No hay mala voluntad pero si hay un completo caos en quienes debemos cumplir los pactos. A una de las partes se le ocurrió que el acuerdo era de cumplimiento difícil y decidió trasladar su cumplimiento “para otro momento”. La ley no actuara para estos casos con la celeridad que demanda el acuerdo y quizá no haya ley que sancione la falta de cumplimiento de los mismos. No hay nada como la ética para ser serios y esta palabrita está “fuera de nuestro lenguaje” desde hace décadas.

Puedo mentir. Puedo disfrazar la realidad u ocultarla. Puedo ignorar los reclamos y poner la mejor cara de “tonto desinformado” a la hora de responder. Todo esto nos sale bien actuado porque hemos perdido esa voz interior que nos juzga en lo moral y justifica las malas prácticas y actitudes fuera de los acuerdos o de las normas que nos regulan la vida.

Y lo peor es que dormimos bien!! No nos despierta la conciencia ni nos desordena la vida. Seguimos como si tal cosa y nos hemos acostumbrado a que jueces y juzgados toleren los fallos injustos, las demoras, la falta de castigo, el abolicionismo y el crecimiento de la inseguridad.

Pero si refiero este prólogo al empleo veré que las partes que intervienen en la creación de empleo viven de la forma comentada. No hay acuerdos entre ellos.

El principal acuerdo que debió hacerse entre empresarios, sindicatos, estado y justicia jamás se hizo. Nuestra sociedad escucho en vano comentarios sobre esos intentos que nunca se intentaron. Fue más fácil la “nada” para lograr la polarización pro electoral que tomar en cuenta la creación de trabajo. Aún se está a tiempo? Si de ser serios se trata sí. Si se tropieza con una chicana de las “políticamente” conocidas? No. El oficialismo tiene deseos de alcanzar algunos objetivos. La oposición quiere que el oficialismo fracase. Ambos están fuera de todo esfuerzo por los intereses de la gente. Y si bien se que no es conveniente hablar de política en un News técnico se hace inevitable puesto que la política traba la creación de esos nuevos 2.500.000 de puestos que siguen sin crearse y no hay miras de que algo cambie.

Aquí aparece nuevamente la palabra rigor. Si deseo crear o gestionar algo con rigor debo estudiar y analizar los impactos que causare y una vez avanzado, seriamente, lo deberé defender por el bien de la comunidad. Están pendientes los acuerdos rigurosos y la moral que impida la desobediencia de lo acordado.

Que 2019 nos devuelva la seriedad.

El empleo, la confianza y la política. Esa estrecha relación.

No deseamos hablar de política, es tabú mencionarla cuando enfocamos temas de management o técnicos. Preferimos hacer abstracción de comentarios “opinables” que no construirán. Romper el tabú, en este caso, sería conveniente.

Quienes conocen mi postura saben que predico que: para crear empleo deben darse la sumatoria de variables económicas, educativas y sociales que reconstruyan el tejido político llamado “confianza”.

Por ende, para crear empleo es inútil evadir la opinión política pues es una variable a reconstruir. No se la puede obviar.

Desde que asumió el actual gobierno de cambiemos las marchas (a las que se sumaron muchos opositores) indicaban una ruta de ascenso. Las contramarchas (a las que se opusieron muchos opositores y/o detractores) indicaron lo contrario. Y cuál es el factor, si hay uno solo, que indicaría esas reacciones? Las pocas medidas duras que tomo el gobierno fueron para castigar los bolsillos de la clase media-baja con tarifas que alimentaron los precios. Las urgencias – reales urgencias – sociales no tuvieron atención inmediata (seguridad e inflación) y la energía estuvo puesta en lo macro o en las obras de mediano y largo plazo. Mucho optimismo pero pocas acciones conjuntas con la justicia para enfrentar a quienes sabotean al gobierno y al pueblo (sabemos de quien hablamos). Los ciudadanos, todos, esperamos medidas que indiquen justicia, seguridad y tendencia a la estabilidad económica, apreciables desde lo social, desde la gente. Si se desea recuperar la confianza que crea condiciones y a la vez empleo, se deben atender estas tres demandas que no pueden soslayarse.

Sobran trabajadores del estado para aplicar mano de obra útil, sobran presupuestos de intendencias que ni saben cómo aplicarlo. Sobran necesidades de la gente en las que se puede aplicar ese remanente presupuestario. Sobra plata si se trabaja auditando fondos como corresponde. Pero no sobra talento. Con optimismo alimentaremos espíritus esperanzados, pero a las personas necesitadas las alimentaremos con realidades. El hoy no te espera a mañana, y si llegamos tarde nos castigara de tal forma que no habrá segundas oportunidades políticas. Aprendimos que la corrupción mata, cercena brazos, lava cerebros, aumenta la voracidad y el canibalismo, fabrica pobres y esclavos y engorda la mezquindad por la riqueza fácil y cómoda.  Corregir esto es obligatorio e inmediato.

Para qué? No solo para terminar con esa inmoralidad sino para RECREAR LA CONFIANZA PERDIDA. Si no podemos dar ejemplos, menos daremos modelos.

Estamos sumidos en lo inmoral, falto de ética, mal educado y desinteresado de objetivos y destino. Mientras creamos el clima social necesario para dar buenos ejemplos apliquemos la justicia a rajatabla (hablo de aplicar la ley, no la flaqueza política de hoy) y esperemos pues los cambios de clima llegan solos.

Preparemos el terreno para que esa confianza  deba actuar en el ánimo de los inversores y confíen en que  todo lo que se rompió de lo económico y social estará siendo reparado por la política.

Cambiemos ya perdió tres años. Le queda solo uno para actuar.

El empleo será la consecuencia de todo lo bueno que se produzca desde ahora. Nada mágico, solo lo confiable.

Ricardo Jorge Gonzalez
Director de Marketing

Reforma laboral: detalles del proyecto que analiza el Senado

foto_news_noviembre

Compartimos los puntos más destacados de la charla de hoy con clientes  sobre la Reforma Laboral a cargo del Dr. Alejandro Di Sabatino.

Blanqueo

A partir de la reglamentación de la ley, los empleadores tendrán un plazo de un año para regularizar la situación de sus trabajadores. La propuesta incluye la posibilidad de rectificar la real remuneración o la fecha de inicio de la relación laboral sin que se cobren infracciones, multas y sanciones. Se condona la deuda por capital e intereses cuando tenga origen en la falta de pago de aportes y contribuciones. Los trabajadores tienen derecho a computar hasta 60 meses de servicios con aportes, calculados sobre la base del Salario Mínimo Vital y Móvil vigente. Se perdona el 100% de las multas si se efectúa el registro dentro de los primeros 180 días desde la reglamentación de la ley y el 70% si es después.

El artículo 7 habla de deudas controvertidas, que podrán ser incluidas en el blanqueo. y son aquellas que estén en instancias «en sede administrativa, contenciosos administrativa o judicial». El demandado deberá pagar las costas. Un cambio en este proyecto es que todo lo que no se pagó o no se paga a la seguridad social se tiene que abonar a los Organismos de la Seguridad Social y no directamente al trabajador. Además, se agrega en el nuevo proyecto la «invitación» a que los sectores de la construcción y de los trabajadores rurales, ambos con regímenes especiales, se adhieran al blanqueo, Sigue sin estar incluido el personal de casas particulares ni los trabajadores del Estado.

Registración

Art. 3. La penalización por defectos u omisiones de registración no podrán ser reclamadas por el trabajador y tendrán como destino engrosar fondos de institutos recaudadores (será aclarado por la reglamentación) ARTÍCULO 17.- Concepto y alcance de la registración. Modificase el texto del artículo 7° de la Ley N° 24.013 y sus modificatorias, el que quedará redactado de la siguiente forma: “Artículo 7°.- Se entiende que la relación o contrato de trabajo ha sido registrado cuando el empleador hubiere inscripto al trabajador: a) En el libro especial del artículo 52 de la Ley de Contrato de Trabajo (t.o. 1976) y sus modificatorias o en la documentación laboral que haga sus veces, según lo previsto en los regímenes jurídicos particulares; b) En los sistemas simplificados de registro administrados por la ADMINISTRACIÓN FEDERAL DE INGRESOS PÚBLICOS. ARTÍCULO 18.- Ausencia de registración. Modificase el texto del artículo 8° de la Ley N° 24.013 y sus modificatorias, el que quedará redactado de la siguiente forma: “Artículo 8.- El empleador que no registrare una relación laboral abonará a los Organismos de la Seguridad Social una multa equivalente al CINCUENTA PORCIENTO (50%) del Salario Mínimo Vital y Móvil (SMV y M) vigente al momento de su imposición, por cada período mensual no registrado o el que proporcionalmente corresponda”.

ARTÍCULO 19.- Registración temporal irregular. Modificase el texto del artículo9° de la Ley N° 24.013 y sus modificatorias, el que quedará redactado de la siguiente forma: “Artículo 9.- El empleador que consignare en la documentación laboral una fecha de ingreso posterior a la real, abonará a los Organismos de la Seguridad Social una multa equivalente al CINCUENTA POR CIENTO (50%) de un Salario Mínimo Vital y Móvil (SMV y M) vigente al momento de su imposición, por cada uno de los períodos mensuales no registrados, o los que proporcionalmente correspondan, desde la fecha de ingreso hasta la fecha falsamente consignada”.

Concepto de trabajo

Un artículo, el 39, desaparece del proyecto que se analiza en el Congreso. Agregaba un párrafo al artículo 4 de la ley de contrato de trabajo. Hablaba de la cooperación «entre las partes para promover la actividad productiva y creadora… un valor social compartido. Generador de derechos y deberes recíprocos y una ley esencial de ejecución del contrato». En estas pocas líneas, entonces, se igualaban los «derechos y deberes recíprocos». Responsabilidad solidaria Es la responsabilidad de la empresa que contrata o subcontrata personal. Según el proyecto, quienes cumplan con las obligaciones de control y lo puedan acreditar quedan eximidos de la responsabilidad solidaria, obliga a hacerse cargo de terceros mal registrados. Se agrega en el nuevo texto -una conquista gremial- que no es aplicable a los servicios que se contraten o se subcontraten para realizar actividades complementarias de limpieza, seguridad, montaje de instalaciones, servicios médicos de emergencia, gastronomía e informática. Tampoco se aplica al transporte de personas desde y hacia el establecimiento.

“ARTÍCULO 30.- Subcontratación y delegación. Solidaridad. Quienes cedan total o parcialmente a otros el establecimiento o explotación habilitado a su nombre, o contraten o subcontraten, cualquiera sea el acto que le dé origen, trabajos o servicios correspondientes a la actividad normal y específica propia del establecimiento, dentro o fuera de su ámbito, deberán exigir a sus contratistas o subcontratistas el adecuado cumplimiento de las normas relativas al trabajo y los organismos de seguridad social. Los cedentes, contratistas o subcontratistas deberán exigir además a sus cesionarios o subcontratistas el número del Código Único de Identificación Laboral de cada uno de los trabajadores que presten servicios y la constancia de pago delas remuneraciones, las que deberán respetar la convención colectiva de trabajo aplicable, copia firmada de los comprobantes de pago mensuales al sistema de la seguridad social, una cuenta corriente bancaria de la cual sea titular y una cobertura informar a la asociación sindical representativa de los trabajadores que actúe en su ámbito, y a la asociación sindical representativa de los trabajadores que actúe en el ámbito de los cesionarios o subcontratistas, cada una de estas contrataciones de personal, con las modalidades y alcances que fije la autoridad de aplicación. Esta responsabilidad del principal de ejercer el control sobre el cumplimiento de las obligaciones que tienen los cesionarios o subcontratistas respecto de cada uno delos trabajadores que presten servicios, no podrá delegarse en terceros y deberá ser exhibido cada uno de los comprobantes y constancias a pedido del trabajador y/o de la autoridad administrativa, dentro del plazo de treinta (30) días corridos de efectuado el requerimiento.

El incumplimiento de alguno de los requisitos hará responsable solidariamente al principal por las obligaciones de los cesionarios, contratistas o subcontratistas respecto del personal que ocuparen en la prestación de dichos trabajos o servicios y que fueren emergentes de la relación laboral incluyendo su extinción y de las obligaciones de la seguridad social. Los cedentes, contratistas o subcontratistas que cumplan con las obligaciones de control establecidas en este artículo y así lo acrediten ante las autoridades administrativas y/o judiciales competentes, quedarán eximidos de la responsabilidad solidaria prevista en el párrafo anterior. Las disposiciones de este artículo resultan aplicables al régimen de solidaridad específico previsto en el artículo 32 de la Ley 22.250 y sus modificatorias. El presente régimen de responsabilidad solidaria no será aplicable a los trabajos o servicios que se contraten o subcontraten para realizar actividades complementarias de limpieza, seguridad, montaje de instalaciones o maquinarias, gastronomía, servicios médicos de emergencia y de higiene y seguridad en el trabajo, que se efectúen en el establecimiento o explotación. Tampoco será aplicable a los servicios de transporte de personas, desde y hacia el establecimiento o explotación”.

Certificado de Servicios

ARTÍCULO 32.- Certificado de servicios y remuneraciones. Modificase el artículo 80 de la Ley de Contrato de Trabajo Nª 20.744 (t.o. 1976) y sus modificatorias, el que quedará redactado de la siguiente forma: “Artículo 80. Certificado de servicios y remuneraciones. La obligación de ingresar los fondos de seguridad social por parte del empleador y los sindicales a su cargo, ya sea como obligado directo o como agente de retención, configurará asimismo una obligación contractual. El empleador, por su parte, deberá dar al trabajador, cuando éste lo requiriese a la época de la extinción de la relación, constancia documentada de ello. Durante el tiempo de la relación deberá otorgar tal constancia cuando medien causas razonables.

Cuando el contrato de trabajo se extinguiere por cualquier causa, el empleador estará obligado a entregar al trabajador un certificado de trabajo, conteniendo las indicaciones sobre el tiempo de prestación de servicios, naturaleza de éstos, constancia de los sueldos percibidos y de los aportes y contribuciones efectuados con destino a los organismos de la seguridad social, detallados desde la registración ante la ADMINISTRACIÓN FEDERAL DE INGRESOS PÚBLICOS del alta temprana o contemporánea del dependiente, según corresponda, hasta el momento de finalización del vínculo. Se entenderá que se han cumplido con las obligaciones impuestas en los párrafos anteriores cuando el empleador genere el certificado de acuerdo a los procedimientos previstos en la Resolución General de la AFIP N° 2316 y la Resolución General AFIP 3669 y Resolución del Ministerio de Trabajo Empleo y Seguridad Social N° 941/2014.

A tal fin la ADMINISTRACIÓN FEDERAL DEINGRESOS PÚBLICOS deberá establecer un procedimiento a través del cual naves que el empleador, con su Clave Fiscal, haya completado el Certificado de servicios y Remuneraciones, dicho documento pueda ser re direccionado al CUIT/CUIL del empleado a los fines de que pueda acceder al mismo, o ser retirado desde cualquier oficina del citado ente con la constatación de su CUIT/CUIL. Los empleadores tendrán la oportunidad de llevar a cabo una rectificatoria, en caso que la autoridad judicial competente así lo requiera, en razón de haberse determinado parámetros laborales distintos a los declarados en el certificado anterior”.

Si el empleador no generare el certificado de acuerdo a los procedimientos previstos en el presente artículo ni llevare a cabo la rectificatoria ordenada por la autoridad judicial competente, dentro de los DOS (2) días hábiles computados a partir del día siguiente en que hubiere recepcionado el requerimiento que le fuera formulado por el trabajador o la autoridad judicial de manera fehaciente, será sancionado con una indemnización a favor del trabajador que será equivalente a TRES (3) veces la mejor remuneración mensual, normal y habitual percibida por el trabajador durante el último año o durante el tiempo de prestación de servicios, si éste fuere menor. Esa indemnización se devengará sin perjuicio de las sanciones conminatorias que para hacer cesar esa conducta o misiva pudiere imponer la autoridad judicial competente”.

Ius Variandi

Un artículo con un pequeño pero significativo agregado. El empleador está facultado para introducir todos aquellos cambios relativos a la forma y modalidades de la prestación del trabajo, siempre y cuando «no importen un ejercicio irrazonable de esa facultad…». Si esto sucede, el trabajador podrá considerarse despedido o reclamar el restablecimiento de las condiciones alteradas en la convención colectiva de trabajo, y el agregado es que también podrá reclamar directamente ante la instancia judicial competente.

Licencias

No hubo casi modificaciones en este punto, aunque sí algunas protestas de sectores empresarios. Lo más destacado es la posibilidad que tienen los padres de tomarse 15 días corridos de licencia, cuando hasta el momento eran sólo dos. Por matrimonio, son 10 días corridos, y se agrega «o unión convivencial». Habrá que ver en la reglamentación si se deberá demostrar la convivencia a través del certificado que se emite en el Registro Civil. Se agregan 10 días corridos por año para cumplir con trámites relacionados con la adopción y «para someterse a técnicas y procedimientos de reproducción médicamente asistida, cinco días por año».

Sigue en pie la licencia sin goce de sueldo de 30 días corridos por año, «por razones particulares planificadas».

Banco de horas

Un artículo que no está en la nueva propuesta

Indemnización por despido sin causa justa

Sigue sin computarse para el cálculo de la indemnización el aguinaldo, pero vuelven a entrar en el cálculo las horas extras y las comisiones. No se computarán los reconocimientos de gastos que el empleador efectúe al trabajador. Por otro lado, se mantiene el tope a las indemnizaciones, que consiste en tres veces el importe mensual de la suma que resulte del promedio de todas las remuneraciones previstas en el convenio colectivo aplicable al trabajador al momento de despido. También corre este tope para los «trabajadores excluidos del convenio colectivo de trabajo», a quienes se les va a aplicar «el convenio del establecimiento donde preste servicios. Aplica también para los trabajadores jerarquizados que no forman parte del convenio colectivo.

Se agrega que «en ningún caso la base salarial podrá implicar una reducción de más del 33% de la mejor remuneración mensual normal y habitual percibida durante el último año». Una suerte de tope al tope.

 

El empleo no es solo eso. Es un verdadero desafío, pero no uno más.

foto_news_agosto

Crear empleo dejo de ser un tema político para convertirse en un verdadero enigma por su drama social, que no admite discusiones ni debates. Solo caben acciones en los focos que hay que atacar para unir  la creación de empleo propiamente dicha con quienes necesitan o buscan trabajar. En verdad, todos o casi todos necesitan trabajar. Algunos aun no lo saben porque la vida les provee soluciones económicas “distintas” al trabajo (a la sazón, un medio común a todos para ganarse la vida) y creen que ese “recurso” los libera de la obligación de trabajar o aun de buscar trabajo. El que tuvo alguna experiencia en buscar trabajo sabe que debe enfrentarse en la entrevista con quien es el, en definitiva y reconocerse tal cual es. O sea, con sus habilidades, formación, preparación, defectos, inconsistencias, etc.

Le exigirán conocimientos y actitud para contratarlo. Y si no tiene lo necesario pasara a ocupar las filas de quienes protestan porque no lo toman en ningún lado. Que difícil, entonces, será demostrarles a los jóvenes desocupados que sin formación no hay oportunidades. Hoy hay más de 1.500.000 de jóvenes entre los 16 y 25 años que no tienen manera de enfrentar una entrevista laboral aspirando a un puesto estable en el que haya que ejercer habilidades técnicas o administrativas. Pero esos jóvenes que terminan o no el secundario serán los que dirijan las empresas y el país en el 2030 para lo que falta menos de 15 años.

Muchos de nuestros dirigentes del gobierno, privados y de la sociedad no piensan en eso. Ni se les ocurre. Y en 15 años que pasaran con la velocidad de un rayo dejaran a millones de “potenciales trabajadores” sin nada para hacer, porque no serán necesarios. Si este es un llamado de atención, merecería ser leído por quienes tienen en sus manos la capacidad de planificar y decidir con qué recursos podrá vivir la gente si  no se les da oportunidades para ganarse la vida.

Cada avance tecnológico implica un mayor riesgo de perder puestos de trabajo para quienes tienen calificación muy baja o no tienen calificación alguna. Las organizaciones prefieren líderes formados que a su vez formen a otros y agreguen a la cadena de herederos la mayor calidad de los recursos humanos disponibles.  En consideración de esto ( que ya ocurre) proyectar el liderazgo de quienes hoy no acceden a formación alguna es pronosticar un futuro desastroso y anárquico.

Los autónomos y prestadores independientes pueden hacerlo porque han recibido la formación necesaria para ello. Las iniciativas requieren formación previa. Conducir organizaciones también lo requiere asi como montar emprendimientos chicos, medianos o grandes. La actividad educativa o formativa, la creativa o manufacturera, los servicios, las industrias en general, y ni hablar de innovación, desarrollo tecnológico, agro, minería, extractivas en general, energía, materias primas, consultoría, medios, turismo, ocio, divertimento, deportes, etc. Todo requiere una especialización y el desarrollo de la formación terciaria queda a la vuelta de la esquina, en cada barrio o en cada pueblo. Todos tienen acceso a ello e interés en ser formados para vivir de su propia actividad. Cuál es el patrón o factor común que vincula todas estas actividades? La educación. Que diferencia a los de iniciativa independiente de los trabajadores en relación de dependencia? Hoy, casi nada. Porque las organizaciones esperan de sus trabajadores una autonomía e iniciativas que aseguren que cada posición o cada célula de trabajo gozara de esa autonomía e independencia que los hará confiables a los ojos de quien delegue roles, tareas, funciones o responsabilidad, en general.

Empresas que se ven preocupadas por sus herederos. Empresas de familia que se ven aún más preocupadas, pero aun funcionan con baja profesionalización y ambas operan sin planes o proyecciones a mediano plazo…ni hablar del largo plazo. Cubren agujeros con lo que pueden hallar. No se comprometen con el futuro. Es incierto, dicen. Por ende no compite con las emergencias del presente que es lo que agobia y deja sin planificación a casi todas las organizaciones. Esta actitud se puede verificar en cada una de las pymes que actúan en nuestro mercado y asi como no ejercitan el habito de planificar tienen desarrolladísimo el otro habito: el de improvisar.

Hacer el esfuerzo de inducir a los empresarios a formarse, discutir con sus pares el presente y el futuro, aprovechar las experiencias del pasado y poner foco en las otras visiones del mismo problema, quedo como un tema de elite, tratado por muy pocas organizaciones del país (Como Vistage) pero es una porción pequeña de empresarios que muestran interés en compartir esa mirada sectorial.  

Nos espera un presente duro y un mediano plazo ídem, en el que deberemos imaginar cual es el futuro que deberemos enfrentar. Raro, pero no nos es ajeno.

Ricardo Jorge Gonzalez,
Director de Desarrollo